Categoría de escuelas

  • Escuela en Salud Mental Adultos
    Escuela en Salud Mental Adultos
  • Escuela en Salud Mental InfantoJuvenil
    Escuela en Salud Mental InfantoJuvenil
  • Escuela en Psicología Laboral
    Escuela en Psicología Laboral
  • Escuela para Madres, Padres y Cuidadores
    Escuela para Madres, Padres y Cuidadores
  • Escuela en Psicología Comunitaria
    Escuela en Psicología Comunitaria
Actualización
Especialización
Diplomados
Asincrónicos
Postítulos
Actualización
Especialización
Diplomados
Asincrónicos
Postítulos

🇲🇽 Hey, esto es Adipa México. Ir a Adipa Chile

Letter testimonies

Neurodiversidad: ¿Qué es y cómo funciona?

El concepto de neurodiversidad reconoce y celebra la diversidad inherente a la manera en que los cerebros funcionan. Nos muestra que todos somos diferentes, y nos anima a alejarnos de la idea de lo que se considera “normal”. En su lugar, nos invita a apreciar y valorar las múltiples formas en que nuestras mentes se manifiestan.

Si deseas comprender en profundidad qué es la neurodiversidad, te invitamos a leer este artículo de Adipa.

Neurodiversidad: ¿Qué es y cómo funciona?

Judy Singer, socióloga y activista, acuñó en 1998 el término “neurodiversidad” como sinónimo de biodiversidad neurológica. De la misma manera en que la biodiversidad revela la convivencia y singularidad de múltiples especies dentro de un ecosistema, la neurodiversidad delinea la variación inherente entre cada cerebro humano.

Bajo esto, podemos afirmar que todos y todas somos neurodiversos, ya que, a pesar de pertenecer a la misma especie, no existen dos cerebros idénticos.

¿Qué es la neurodiversidad?

El concepto de neurodiversidad se utiliza para describir las diferencias  en el funcionamiento del cerebro de las personas. El sentido de utilizar esta palabra es que no hay manera “correcta” de funcionar el cerebro.

De acuerdo a esto, la neurodiversidad nos permite apreciar las diversas características sensoriales, neurológicas, comunicativas y sociales como parte natural del desarrollo humano. Entonces, al alejarnos de una perspectiva puramente clínica y reparadora, impulsamos las interacciones entre personas donde las diferencias no se perciben como deficiencias.

La visión de la neurodiversidad entrega ventajas para observar las cualidades y características de los demás, sin juzgar si son correctas o no. De esta manera, las personas pueden interactuar y comprenderse de manera mutua.

¿Cómo se manifiesta la neurodiversidad?

Todos somos neurodiversos, lo que significa que cada persona posee un patrón único de funcionamiento cerebral. Esta diversidad se manifiesta en cómo percibimos y experimentamos el mundo de manera individual.

Cada persona ve las cosas desde una perspectiva única debido a nuestras diferencias emocionales y neurocognitivas. Estas diferencias pueden afectar en cómo procesamos la información, en cómo nos relacionamos con otros y cómo percibimos nuestro entorno.

Es relevante valorar estas diversidades, ya que nos enriquece como seres humanos y sociedad. Al entender que cada persona tiene sus formas de ver las cosas y no existe una manera “correcta”, podemos fomentar la empatía, la comprensión y el respeto. Al aceptar las diferentes perspectivas, podemos aprender y crecer como individuos y comunidad.

Neurotípico y Neurodivergente

Dentro de la neurodiversidad existen conceptos como: neurotípico y neurodivergente.

  • Neurotípico: Se refiere a personas cuyo funcionamiento cerebral se ajusta a lo que se considera como “típico” o dentro de la norma establecida por la sociedad.
  • Neurodivergente: Son personas cuyo funcionamiento cerebral difiere de lo considerado “típico”. Incluye a aquellos con condiciones como el autismo, el TDAH, la dislexia, entre otros.

¿Qué es la neurodivergencia?

La neurodivergencia es un término amplio que engloba a individuos que viven con condiciones de salud como el autismo, la dispraxia, la dislexia, el TDAH, etc, que afectan su procesamiento emocional y cognitivo de manera diferente a la norma.

El concepto de neurodivergencia surgió en los años noventa cuando activistas por los derechos de las personas con autismo, como Kathy Lissner, Donna Williams y Jim Sinclair, fundaron la Red Internacional del Autismo. El objetivo de su creación era cambiar la idea de las personas de que el autismo era una enfermedad, destacando en cambio, que es un estilo de procesamiento cognitivo.

Comprender y reconocer el autismo y otras formas de procesamiento mental es el primer paso para ofrecer una experiencia educativa inclusiva, adaptada a las diferentes formas de aprender y percibir el mundo.

¡No te lo pierdas!

Diplomado en Abordaje clínico multidisciplinario en adultos en el espectro autista

¡Inscríbete aquí!

Diferencias entre Neurodiversidad y Neurodivergencia

Si bien, ambos conceptos están estrechamente relacionados, ya que la neurodiversidad engloba términos como la neurodivergencia, es importante aclarar las diferencias entre ellos para una comprensión más precisa.

  1. La neurodiversidad valora y reconoce la diferencia cerebral entre las personas. En este sentido, la neurodiversidad destaca la importancia de la inclusión, igualdad y el respeto, independiente del neurotipo de cada ser humano. Además, impulsa la idea de que todas las personas suman algo importante a la sociedad y que las diferencias neurológicas son parte integral de la variabilidad humana. Entonces, podemos decir que la neurodiversidad considera la diversidad de capacidades cognitivas, emocionales y sensoriales.
  2. La neurodivergencia se refiere directamente a personas con patrones neurológicos que se desvían de la norma socialmente establecida. Es decir, personas con condiciones como autismo, TDAH, dislexia, entre otras. La neurodivergencia señala que las características de procesamiento de información pueden ser diferentes a las consideradas “promedio”. De acuerdo a esto, destaca la relevancia de cambiar la perspectiva predominante sobre las diferencias neurológicas, fomentando la inclusión.

Tipos de neurodivergencias

Autismo

También llamado Trastorno del Espectro Autista o simplemente Espectro Autista, es un trastorno neurobiológico del desarrollo.

Se evidencia desde el inicio de la infancia y sus maneras de manifestarse varían entre cada persona. Dentro de sus características principales está el grado de dificultad para la comunicación e interacción social, y la presencia de patrones atípicos, restrictivos y/o repetitivos de comportamiento y actividad.

El autismo no es una enfermedad, por lo que no existe una cura. Se trata de una condición que persiste durante toda la trayectoria de vida.

Dislexia

La dislexia es un trastorno específico del aprendizaje incluido dentro de la categoría de trastornos del neurodesarrollo. Las personas que tienen dislexia tienen dificultad en el aprendizaje y en la utilización de aptitudes académicas.

Dificultades como la lectura de palabras precisas, dominación del sentido numérico y capacidad para comprender el significado de lo que se lee.

TDAH 

TDAH o Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad es un trastorno neurológico del desarrollo, que se caracteriza por un patrón recurrente de falta de atención o hiperactividad e impulsividad que afecta el desempeño o desarrollo del individuo. Esto significa que los síntomas  pueden interferir en su vida académica, social o laboral.

Asimismo, existen más tipos de neurodivergencias como:

  • Dispraxia
  • Sinestesia
  • Epilepsia
  • Trastorno bipolar
  • Trastorno obsesivo-compulsivo
  • Síndrome de Tourette

Desafíos de la neurodiversidad

Hoy en día, existen diversos desafíos asociados a la neurodiversidad. Por un lado, la conciencia e información sobre los tipos de neurodivergencia, y por otro lado, la adaptación de la sociedad en torno a ello.

En primera instancia, la conciencia e información son fundamentales para comprender y aceptar la neurodivergencia. Si bien, existen avances claros de acuerdo a esta área, aún existen estigmas sociales generalizados asociados a una falta de conocimiento. Esto, puede llevar a la discriminación y exclusión de las personas neurodivergentes.

En segunda instancia, la adaptación de la sociedad es un desafío esencial. Las normas sociales están diseñadas para adaptarse a las necesidades de las personas neurotípicas, lo que puede dificultar la participación de las personas neurodivergentes. En este sentido, es importante que especialmente el sistema educativo sea capaz de capacitar tanto a los educadores, como enseñar a los niños/as que existe la neurodiversidad y las personas neurodivergentes.

Es por esto, que el reconocimiento de metodologías como el modelo A.M.A.R, son importantes tanto para los profesionales de la salud, como para los adultos, ya que vienen a enseñar y apoyar el cuidado respetuoso y seguro a través de habilidades de padres, madres y cuidadores. Al implementar el modelo A.M.A.R, se promueve una crianza consciente y empática, permitiendo que los niños sean valorados en su diversidad y se sientan seguros y respetados en su desarrollo.

Referencias

 

Valoraciones

0.0
No existe comentarios que mostrar

Programas relacionados que te pueden interesar

Te mantenemos informado

Ir a noticias
Ver Cursos
¿Necesitas ayuda?
ADIPA
Hola!
¿Cómo te podemos apoyar? Escríbenos

¡Atención! Agrega 1 curso más a tu carrito, y tendrás 1 curso gratis como regalo navideño.

¡Atención! Si agregas 2 cursos más a tu carrito, obtendrás 1 curso gratis como regalo navideño.