🤯Compra y obtén de regalo un curso junto a la Dra. Neva Milicic. Descubre aquí

🇲🇽 Hey, esto es Adipa México. Ir a Adipa Chile

Mensajes de Alerta

Hitos del Neurodesarrollo y signos de alerta

15/02/2023
5:00 pm

ÍNDICE

  1. Introducción………………………………..00.20
  2. Neurodesarrollo……………………………5:08
  3. Etapas de neurodesarrollo……………..10:09
  4. Signos de alerta en el neurodesarrollo de la autonomía motora………38:52
  5. Neurodesarrollo de la identidad……………54:25
  6. Conclusiones……………..1:03:11

Introducción

[00:20] Acerca de la docente y la temática del neurodesarrollo.

Neurodesarrollo

[5:08] El proceso de maduración cerebral es gradual y comienza desde la concepción, continuando hasta la muerte. Se requiere un proceso de desarrollo que abarca al lactante menor, la infancia y adolescencia, aproximadamente unos veinte años, para lograr cierta madurez cerebral. Después de esto, se produce un proceso de “decantamiento” en el que se pierden ciertas funciones del neurodesarrollo, lo cual es esperable en la etapa adulta.

Los seres humanos no nacen con todas sus capacidades cerebrales listas para ser utilizadas, sino que estas se van desarrollando de manera progresiva a través de una secuencia genética invariable que todos seguimos. Por ejemplo, es probable que un niño que aún no sabe caminar no pueda andar en bicicleta, ya que no existen etapas del desarrollo humano en las que alguien pueda hacerlo sin antes haber aprendido a caminar.

Etapas del neurodesarrollo

[10:09]Dentro de las etapas del neurodesarrollo, se dividen en distintas áreas, pero quiero enfatizar que todo nuestro crecimiento neurodesarrollal se da de manera simultánea en todas nuestras etapas. Sin embargo, hay periodos en los que se centra en un área en particular sobre otras. Por ejemplo, en nuestra etapa de gestación, nuestro principal tipo de desarrollo es el anatómico, que comienza con la unión de los gametos y crece exponencialmente durante los nueve meses en el vientre materno. Luego, se enfoca en el desarrollo de la autonomía motora, que es la base para desarrollar el lenguaje y la comprensión del entorno, para finalmente llegar a una identidad personal.

Signos de alerta en el neurodesarrollo de la autonomía motora

[38:52] Hay ciertos signos que debemos tener en cuenta durante el neurodesarrollo, especialmente en relación a la autonomía motora. Cualquier daño cerebral puede provocar daños difusos, que pueden no ser diagnosticados con certeza, a diferencia de una parálisis cerebral que es más evidente.

Cerca del año de vida, podemos detectar retrasos en el lenguaje y en la interacción social, como la falta de contacto visual, saludo social y sonrisa social. Además, podemos detectar retrasos motores en la adquisición de la destreza de la marcha, que debería ocurrir alrededor de los nueve o diez meses. Es importante observar si el niño presenta posiciones viciosas o descoordinadas, falta de precisión en la motricidad, movimientos torpes o bruscos y poco coordinados. Esto puede indicar que el niño tiene dificultades en la coordinación y precisión de los movimientos, aunque tenga la voluntad de hacerlos.

También es un signo de alerta si el niño no tiene interés en explorar su entorno, ya que los niños son exploradores naturales y, a menudo, carecen de noción de peligro. Es importante que los adultos establezcamos límites en el cuidado de su seguridad, pero sin coartar su capacidad de exploración y descubrimiento. En lugar de decir “no”, debemos acompañar al niño en su exploración y ofrecer nuestra ayuda y guía para mantenerlo seguro.

Neurodesarrollo de la identidad

[54:25] Tenemos el neurodesarrollo de la identidad, que se da a partir de los diez años y dura aproximadamente hasta los veinte. Durante este periodo, se producen cambios drásticos y rápidos en la constitución corporal. Esto no solo incluye cambios físicos y estructurales relacionados con el desarrollo de la reproducción humana, sino también cambios psicológicos y de autonomía personal. Es lo que nos lleva a sentar las bases para la madurez adulta y finalmente son diez largos y intensos años que comienzan con la preadolescencia, si queremos considerarla como una etapa del ciclo vital. Durante este proceso, se genera la identidad personal.

Sabemos que en la adolescencia comienza un proceso de madurez sexual, donde no solo se alcanza la capacidad de reproducción, sino también el máximo desarrollo cognitivo. Es la adolescencia donde alcanzamos nuestro mayor potencial en términos de pensamiento abstracto, desarrollo de la etapa valórica, autonomía, identidad de pareja y también de identidad con los amigos. Comenzamos a hacer nuestra propia diferenciación entre la identidad familiar y la identidad personal.

Este proceso dentro del neurodesarrollo es muy importante porque tiene que ver con esta conciencia desarrollada en su máximo esplendor que les comentaba, la diferenciación entre el yo y el no yo, que ocurre alrededor del año de vida. Por lo tanto, nuevamente hace sentido esto que les hablaba de la simultaneidad en el neurodesarrollo. No es que una etapa pare para el desarrollo del lenguaje y luego se inicie otra etapa para el desarrollo motor. Todo está ligado, ya que son solo énfasis que se van dando en distintas etapas de nuestro ciclo vital.

La maduración sexual y la maduración cerebral terminan simultáneamente en la adolescencia, ya que comienza una reestructuración de estas redes neuronales que se habían creado hasta ese momento. Desde ahí, comienza una disminución hacia nuestra vida adulta. Es en esta parte de la región cerebral donde más cambia, nuestra corteza prefrontal. Es el área donde se toman decisiones, donde nos autorregulamos, donde se encuentra el lóbulo prefrontal, que también es el que nos censura, nos permite tomar ciertos juicios sobre lo que ocurre y sobre lo que decidimos. Es el que frena nuestros impulsos, pero también es el que aparece el tema de las emociones. Estas últimas pueden llevarnos a tomar decisiones o tener conductas inadecuadas cuando hay ciertos problemas.

Conclusiones

[1:03:11] En conclusión, el neurodesarrollo es un proceso complejo que comienza en las primeras semanas del embarazo y continúa hasta la muerte.

Los factores externos como el ambiente, la alimentación y la genética tienen una influencia importante en el desarrollo. Algunos factores externos deben ser protegidos mientras que otros pueden ser potenciados para comprender mejor este proceso.

Dividir el proceso en etapas es necesario para dirigir la intervención, pero debemos recordar que el desarrollo es simultáneo y constante. Si hay una alteración en el neurodesarrollo, esta puede no ser evidente hasta que el niño tome protagonismo en una etapa posterior. Por ejemplo, si un niño tiene un trastorno específico del aprendizaje, es posible que no se detecte hasta los seis o siete años. Por lo tanto, es esencial tener una visión integral e integrativa del niño y estar atentos a las carencias particulares de cada uno en diferentes etapas de desarrollo.

Valoraciones

0.0
No existe comentarios que mostrar
¿Quieres seguir aprendiendo?

Seminarios relacionados

Actualizaciones en Terapia Cognitiva Conductual (TCC) con Adultos - Adipa

Actualizaciones en Terapia Cognitiva Conductual (TCC) con Adultos

Por Dr. Jonathan Martínez

Inscribete Aquí
La Familia como unidad de tratamiento con Infantes - Adipa

La Familia como unidad de tratamiento con Infantes

Por Mtro. Gilberto Gómez Pérez

Inscribete Aquí
Neurobiología de los Trastornos de conducta en la Infancia y Adolescencia - Adipa

Neurobiología de los Trastornos de conducta en la Infancia y...

Por Lic. Cristina Aurora Núñez Justo

Inscribete Aquí
Psicoterapia Cognitivo Conductual en Adultos: Avances y Desafíos - Adipa

Psicoterapia Cognitivo Conductual en Adultos: Avances y Desafíos

Por Dr. Jonathan Martínez

Inscribete Aquí

Programas relacionados que te pueden interesar

Te podría interesar el programa de:

Whatsapp
¿Necesitas ayuda?
ADIPA
Hola!
¿Cómo te podemos apoyar? Escríbenos